viernes, 26 de septiembre de 2014

Viernes Retro: The Goonies

Cartel original de lanzamiento, realizado por Drew Struzan

El año 1985 se puede considerar uno de los más relevantes en la producción cinematográfica de género fantástico. Entre películas como Gremlins (Navidad de 1984), Young Sherlock Holmes, Cocoon, Back To The Future y Explorers, 1985 también presentó uno de los filmes más populares de la década y que se ha convertido en un símbolo de la cultura popular norteamericana de los años 80: The Goonies (Los Goonies).





Los Goonies es la historia de un grupo de muchachos que buscan salvar su vecindario, los Goon Docks, de ser demolido para la construcción de un club campestre. Y la casualidad los pone en el camino de un viejo mapa pirata que indica la localización del tesoro del Tuerto Willy, una leyenda local. Por lo tanto, algunos motivados y otros renuentes, pero todos los chicos se lanzan a la búsqueda de lo que podría ser la última aventura de Los Goonies.


Una de las escenas más populares de la película es su introducción, que presenta a la mayoría del elenco durante una persecución policiaca.

Basada originalmente en una idea que el cineasta Steven Spielberg pretendía realizar personalmente, sus múltiples compromisos le hicieron delegar el guión en manos de Chris Columbus, con quien ya había trabajado en Gremlins (y quien años más tarde dirigiría las primeras dos películas de la franquicia de Harry Potter), y la dirección a cargo de Richard Donner, quien entonces ya tenía un alto prestigio en los estudios Warner Bros. por las películas La Profecía (The Omen) y la exitosa adaptación cinematografíca de Supermán. Esta experiencia le permitió a Donner lograr una película de aventuras realmente emocionante y con una fuerte carga emotiva que permitía a los espectadores involucrarse emocionalmente con los personajes.



Con una duración un tanto insólita para una película de aventuras de esa época (114 minutos), Los Goonies se posicionó como un éxito comercial del verano de 1985, en parte gracias a su soundtrack, que incluyó canciones de artistas y grupos populares de los años 80, como REO Speedwagon, The Bangles, Teena Marie y Cyndy Lauper, quien realizó dos canciones para esta película; What a Thrill y The Goonies 'R' Good Enough, tema central de la película y una de las canciones más populares de la discografía de Lauper. Esta canción también dio pie a la realización de un video musical de 12 minutos (presentado en dos partes), con la participación de Cyndy Lauper junto con la mayoría del elenco de la película, los luchadores profesionales Roddy Piper y Lou Albano, e incluso el propio Steven Spielberg.



Cartel de distribución internacional, el primero que conocimos en México.
Los Goonies también representó la piedra angular o punto de partida en la carrera de varios de sus jóvenes actores: fue el debut cinematográfico de Sean Astin (Lord of The Rings), Josh Brolin (Men in Black III) y Kerri Green (Lucas), así como un fuerte impulso para las carreras de Corey Feldman (uno de los actores iconos de esta década), Ke Huy Quan (quien ya había trabajado directamente con Spielberg en Indiana Jones and the Temple of Doom) y Martha Plimpton (quien se ha formado una sólida carrera en el teatro y el cine independiente).

Los Goonies, de izq. a der.: Andy (Kerri Green), Brand (Josh Brolin), Mouth (Corey Feldman), Mikey (Sean Astin), Data (Ke Huy Quan), Chunk (Jeff Cohen) y Steff (Martha Plimpton)

La cinta también aplicó en su producción los mejores recursos que la ILM (Industrial Light And Magic), empresa dedicada a realización de efectos especiales y propiedad de George Lucas, tenía en ese entonces: efectos de material práctico, pinturas mate, miniaturas y la construcción de escenarios complejos (el set de la caverna, donde se encuentra el barco pirata, es uno de los más grandes que se han hecho en la historia de los estudios Warner Bros.).

Aquí presentamos las escenas eliminadas de la película, que no se dieron a conocer hasta su primera edición en DVD, incluyeno la infame escena del pulpo. 

Por otra parte, Los Goonies también tiene uno de los errores de continuidad más grandes en la historia de este tipo de producciones: Cuando los chicos logran salir de la caverna y son asediados por reporteros, uno de los muchachos comenta que lo que más le asustó fue el Pulpo, refiriéndose a la escena donde un pulpo gigante ataca a una de las chicas, escena que fue eliminada por comprometer la duración y el ritmo de la película, pero sin hacer la corrección sobre el comentario anterior.

Mucho de la película se filmó en locaciones de la ciudad de Astoria, Oregon, que actualmente guarda mucho de estos espacios como atractivo turístico.

Si bien Los Goonies fue una película exitosa en su momento, con los años ha adquirido su estatus de filme de culto entre las personas que fueron jóvenes durante los años 80, los seguidores de Steven Spielberg y de los géneros fantásticos en el cine de esta década. Escenas, frases y personajes de esta película han sido referidos en otros filmes o series de televisión, tanto o más como los famosos bulletshoots de Matrix. Incluso Seth MacFarlane, creador de las series animadas Family Guy y American Dad, se refiere continuamente a esta película en sus propias producciones.


Para celebrar el 25 aniversario de Los Goonies, junto con su lanzamiento en Blu-Ray, la revista Empire realizó un reportaje especial, reuniendo al elenco y realizadores nuevamente.

Y es que el filme guarda un encanto difícil de reproducir y que brota de la unión del trabajo entre un guionista ingenioso, un director talentoso y un elenco joven y motivado, que proyectan su vitalidad directamente en el espectador, haciéndole recordar una época donde la amistad era la fuerza más importante y nuestro mundo ideal podría encontrarse en el fondo de un pozo.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...